Guía Fácil: Cómo Hacer un Flequillo Postizo Casero sin Salir de Casa

Introductoria: La Magia del Flequillo Postizo

En el mundo del estilismo y la belleza, reinventarse es un mandato. Y qué mejor manera de cambiar
de look de manera rápida y sin compromiso que con un flequillo postizo. Ideal para quienes desean
experimentar antes de cortar su cabello o para aquellos momentos especiales en los que deseas un toque fresco
sin la permanencia de las tijeras. A continuación, te guiaremos paso a paso para crear tu propio flequillo
postizo en la comodidad de tu hogar.

Materiales Necesarios para tu Flequillo Postizo

Comencemos reuniendo todo lo que necesitas:

  • Extensiones de cabello natural o sintético
  • Tijeras afiladas
  • Peine de cola
  • Pinzas de pelo
  • Hilo y aguja para coser
  • Clips o velcros
  • Plancha para cabello (opcional)

Seleccionando el Tipo de Cabello para tu Flequillo

Antes de empezar, es crucial que elijas extensiones que se asemejen a tu textura y color de cabello.
Los flequillos postizos más naturales son aquellos que resultan indetectables al ojo. Si tienes cabello rizado,
opta por extensiones que mantengan esa misma naturaleza en las hebras. En el caso de que no encuentres un
color idéntico al tuyo, puedes teñir las extensiones con precaución o adquirir un tono similar al de tus medios
y puntas
, donde comúnmente el color es más claro debido a la exposición solar.

Creación de la Base del Flequillo

Quizás también te interese:  Cómo Revitalizar tu Cabello con Mascarilla de Arroz: Guía Completa y Beneficios

Empieza por cortar una tira de las extensiones que sea lo suficientemente larga para cruzar tu frente de lado a
lado. Esta será la base de tu flequillo postizo. Puedes medir tomando como referencia el arco de una ceja
a la otra. Usa las pinzas para sujetar las extensiones mientras trabajas sobre ellas.

Construcción de la Estructura

Dobla los bordes de tu tira de extensiones para darle un acabado más natural y cósela con pequeñas puntadas.
La idea es que no se vean cortes rectos que delaten nuestro pequeño secreto de belleza.
Considera la dirección en la que deseas que tu flequillo caiga, ya sea recto, lateral o desfilado, para adaptar
la base en consecuencia.

El Corte: Darle Estilo al Flequillo

Una vez hayas preparado tu base, es hora del aspecto crítico: el corte. Un buen flequillo debe armonizar con la
forma de tu rostro. Si tienes un rostro ovalado, estás de suerte, prácticamente cualquier estilo te favorecerá.
Para rostros redondos, un flequillo largo y de lado puede ser la elección adecuada. En cambio, para un rostro
cuadrado, opta por un estilo más recto y contundente que suavice las líneas de la mandíbula.

Técnicas de Corte

Peina las extensiones y sujétalas con las pinzas. Corta en seco para tener mayor control y empieza siempre por
largo, recuerda que siempre puedes cortar más, pero no pegar el cabello de nuevo. Para flequillos rectos, usa la
técnica de corte horizontal, siempre verificando la simetría. Para looks desenfadados, corta en vertical para
crear una textura más ligera.

La Fijación: Cómo Adherir el Flequillo a tu Pelo

El éxito de un flequillo postizo también reside en su fijación. Los clips o velcros son opciones cómodas y
prácticas. Cose los clips en la parte interior de la tira de extensiones, asegurándote de que queden bien
distribuidos para una sujeción pareja. Si optas por velcro, fija piezas pequeñas a lo largo del borde interior del
flequillo, evitando excesos que podrían resultar visibles.

Prueba y Ajuste

Antes de finalizar, es esencial probar el flequillo postizo. Colócalo sobre tu frente y ajusta según la forma de tu
cabeza y el resultado deseado. Puede que necesites cortar algunas hebras adicionales o coser algún clip extra para
una completa adaptación.

Estilizando tu Flequillo Postizo: Tips para un Aspecto Natural

Para que tu flequillo se vea como si emergiera de tu propio cuero cabelludo, puedes planchar las extensiones para
alinearlas a tu estilo, ya sea liso o con ondas. Para los flequillos rizados, considera usar un rizador de pelo
para replicar la forma y volumen de tus rizos naturales.

Integración con tu Cabello

Para un acabado perfecto, camufla el inicio del flequillo postizo peinando ligeramente tu cabello natural por encima
y fijándolo con laca. Esto dará la ilusión de un flequillo propio, disimulando cualquier demarcación. Aprovecha
la oportunidad para adaptar el flequillo a los cambios de peinado que desees explorar, ya sean coletas altas, moños
desenfadados o pelo completamente suelto.

Quizás también te interese:  Combate la Caída de Pelo en Otoño: 10 Consejos Esenciales para Mujeres

Cuidados y Mantenimiento de tu Flequillo Postizo

Como cualquier otro accesorio de pelo, tu flequillo necesita cuidados para prolongar su vida útil. Lava las extensiones
con un shampoo suave y sécalas con delicadeza para evitar enredos. Alisa o riza de nuevo si es necesario y guarda
en un lugar seco y alejado de la humedad para mantenerlo en óptimas condiciones hasta tu siguiente uso.

Deja un comentario